-
-
1.006 m
26 m
0
1,9
3,8
7,64 km

6670 maal bekeken, 89 maal gedownload

nabij Loen, Sogn og Fjordane (Norge)

COMO LLEGAR
Desplazarse hasta Loen en el fiordo Innvikfjorden que se encuentra entre las
localidades de Olden y Stryn, una vez allí dirigirse hacia el Hotel Alexandra.
Nada mas tomar el desvío hacia el Hotel podemos girar a la derecha y aparcar
el coche en el parking frente a la tienda Loen Active. Aquí podremos alquilar el
material para hacer la ferrata, casco, arnés y disipador por 400,00 NOK
(50,00€) También alquilan calzado y guantes si es necesario así como un
servicio guiado por 950,00 NOK por persona. Si la tienda esta cerrada preguntar en la recepción del hotel. Como veis el precio del alquiler es bastante elevado si bien no se paga por el uso de la vía. Nosotros llevábamos todo el material desde España, con tan mala suerte que KLM perdió nuestra maleta y tuvimos que alquilar todo el material para 4 personas.

ACCESO
Desde el parking nos dirigimos a la carretera principal, la carretera 60 y la tomamos en dirección Stryn, continuamos por la carretera durante aproximadamente 200m hasta cruzar un pequeño puente sobre un arroyo, justo después tomaremos una pista forestal hacia la derecha, la pista empieza desde cero con mucha pendiente así que tomadla con calma. Continuaremos por la pista forestal hasta llegar al valle del propio arroyo que hemos cruzado anteriormente. Aquí cogeremos una senda que sale hacia la izquierda en dirección opuesta a la que veníamos, esta marcada con una piedra vertical parecida a los menhires de Obelix. Nosotros nos hemos encontrado toda la zona en obras porque están reforzando el valle del arroyo con grandes bloques de piedra, así que puede que os lo encontréis algo distinto. Nada mas iniciar la senda hay una pasarela con unas escaleras de madera, esto es indicativo de que vamos por el buen camino. Continuaremos por la senda hasta llegar a una zona de roca con un cable instalado de gran grosor del que nos ayudaremos para superar la. Esto nos dará una idea de lo que nos vamos a encontrar mas adelante, ya que la vía no es una vía ferrata al uso y apenas dispone de grapas, clavos o cualquier otra cosa de la que ayudarse para progresar. Continuamos por la senda hasta una altitud de unos 450m en la que nos encontraremos una terraza de madera que nos marcara el inicio de la vía ferrara.

RECORRIDO
La vía ferrata, si es que se le puede llamar así, ya que como he dicho antes no
vamos a encontrar apenas apoyos artificiales como puedan ser grapas, clavos u otros elementos que nos ayuden en la progresión por la pared, comienza desde una terraza de madera en la que encontramos un cartel orientativo así como un buzón para donaciones. En este caso contamos con un cable grueso de seguridad del que echaremos mano para progresar, sobre todo si la roca esta húmeda y resbaladiza a causa de la lluvia como fue en nuestro ascenso. A mi personalmente se me hizo muy raro andar echando mano del cable a cada paso y recomiendo el uso de guantes para no destrozar se las manos con el.

En los primeros 75m nos encontramos un tramo sin demasiada dificultad en el que vamos alternando zonas verticales con 3 o 4 grapas y zonas con bastante pendiente en las que tan solo disponemos del cable de seguridad (K3).

Después empalmaremos un tramo de sendero de aproximadamente 40 metros equipado con cable de seguridad (K2) y que nos llevara de nuevo a una tramo similar a los primeros 75m, de nuevo alternando zonas con un par de grapas y zonas en las que solo hay cable. En este tramo hay varios puntos en los que podremos echar mano de apoyos naturales mucho mas cómodos que andar tirando del cable (K3).

Mas o menos hacia la mitad del recorrido nos topamos con el tramo de mayor dificultad (K4) si bien a mi me resulto mucho mas cómodo ya que aquí los apoyos naturales se hacen mas evidentes, por fin puedes dejar el cable de seguridad para la función que realmente tiene, asegurar, y empezar a disfrutar de la ferrata haciendo uso de escalones, grietas, salientes y demás apoyos. Este tramo de unos 100m da paso al puente colgante que llevamos un tiempo viendo y que cada vez parece que da mas miedo.

Casi al final de la ferrata se nos presenta la oportunidad de escoger un camino similar al que hemos hecho hasta ahora, siguiendo el cable de seguridad con pasos equipados con alguna grapa y otros que no tienen nada (K3) o bien de cruzar un puente colgante de 120m de largo con una caída libre de casi 900m y continuar la vía ferrata, que se convierte en un camino equipado, por el otro lado del valle. Yo cruce el puente, ya que mis compañeros no se atrevieron, de ida y vuelta para experimentar la sensación y después continuar con la vía principal que veníamos haciendo. Esta es en mi opinión la mejor opción.


Los últimos 100m son similares a lo acontecido hasta el momento y nos conducen hasta el final de la vía ferrata que se encuentra a 950m de altitud. Todavía nos quedan otros 100m de desnivel por superar hasta llegar a la cima.

Las vistas desde la ferrata son espectaculares en todo momento, incluso cuando la niebla no te deja ver el final del puente en el camino de vuelta.

RETORNO
El retorno es un sendero marcado con puntos rojos, no todo lo evidentes que
podrían ser, ya que algunos de ellos están marcados sobre piedras del tamaño de un puño que se pueden mover fácilmente. Hay dos variantes, una que baja hacia el oeste y que parece ser la mas corta y la que nos deja mas cerca de Loen al llegar al valle y la que cogimos nosotros y que llega hasta un pueblo llamado Oppheim a una casa amarilla desde la que por un precio de 50 NOK por persona te recogen los empleados de LoenActive o los del hotel Alexandra en su defecto. Nosotros enviamos una avanzadilla de dos personas por delante que recogió nuestro coche y posteriormente al resto del grupo, algo mas lento, para ahorrar alguna corona que ya sabemos lo cara que esta la vida en Noruega.

1 reactie