Tijd  2 uur 32 minuten

Coördinaten 738

Geüpload 1 juni 2019

Uitgevoerd juni 2019

  • Score

     
  • Informatie

     
  • Gemakkelijk te volgen

     
  • Omgeving

     
-
-
366 m
200 m
0
2,0
3,9
7,84 km

87 maal bekeken, 4 maal gedownload

nabij Los Baños, Murcia (España)

Accedemos desde la autovía RM-15 Murcia-Caravaca, al aparcamiento de Los Baños de Mula por la salida nº 17.

Descendemos al río Mula desde la parte alta aparcamiento por pendiente pronunciada; mientras me muevo entre los cañaverales remontando el exangüe curso del agua, veo un galápago leproso (Mauremys leprosa), pero mi móvil lo tiene Rosa haciéndome una foto, lo cojo mientras me trae el móvil y se defiende expulsando una solución líquida apestosa proveniente de sus glándulas cloacales al ser agarrado; esto ya me lo esperaba, ya que la primera vez que cogí uno aguas abajo del río Benamor, creí que estaba herido o enfermo por el hedor que exalaba; le hago foto y lo dejo cerca del agua viéndolo nadar apresuradamente.

Para reconocer a un galápago leproso nos fijaremos en su caparazón, cubierto por cinco placas vertebrales en el eje central y cuatro costales; es alargado y más ancho en la parte posterior de borde es liso y en los adultos jóvenes, presenta una quilla longitudinal.
Es carnívoro y puede ingerir alimento de origen vegetal; solo sale del agua para tomar el sol y regular su temperatura; a pesar de que se adapta a todo tipo de medios acuáticos, tolera cierto grado de salinidad y de contaminación, la destrucción de su hábitat al desaparecer los cursos estables de agua, su captura para tenerlo en cautividad y la competencia de especies tropicales, son los problemas a los que se enfrenta esta especie, aunque goza de una protección especial por parte de la Unión Europea. Un detalle: Su denominación específica “leprosa” no responde a la presencia de algas en su caparazón, sino a pequeños nódulos o verrugas que presentan algunos especímenes viejos, según Schweigger (1812) médico y naturalista alemán en su descripción de la especie.

El paso se complica un poco por el cañaveral, la pared rocosa y alguna surgencia de agua, vemos una poza con un pequeño salto de agua, antes de salir a terreno abierto de huerta en Los Corrales; el camino de acceso a los cultivos, nos sirve para salir a la pista asfaltada que cruza bajo la autovía RM-15 Murcia-Caravaca; continuamos por la carretera de la Puebla de Mula a Librilla, tomamos la pista que por la derecha asciende hacia el Castillo de Alcalá.

A medida que ascendemos las vistas ganan en vistosidad, alcanzamos una plataforma desde donde parten las escaleras, para bordear la base de la inexpugnable muela rocosa, con paredes verticales de más de 10 metros de alto, elevada unos 120 metros sobre las llanuras circundantes, domina perfectamente toda la comarca de Mula. Su fortaleza es de origen islámico, una de las más antiguas de esta época en la Región de Murcia; se fundó en el siglo VIII, cuando una guarnición de tropas musulmanas se estableció para el control del antiguo enclave de Mula, una de las siete ciudades de Tudmir que negociaron su incorporación al Islam.

Paseamos por la altiplanicie, valorando el estado del conjunto de unos 25 aljibes de planta rectangular, adosados en batería y un pozo vallado. Iniciamos el descenso volviendo sobre nuestros pasos, hasta torcer en el cruce de la ida por la derecha, pasamos junto a huertos de olivos y almendros, torcemos a la izquierda por pista de tierra saliendo a un de las rotondas de acceso a los Baños de Mula, con sus ofertas termales de aguas curativas, ya que la mayoría de sus 60 hb. viven de la explotación de las aguas del pozo. Los diferentes propietarios heredaron o compraron los derechos de caudal del pozo, se dividen a modo de acciones o participaciones y dan derecho a un porcentaje del total del caudal. Un partidor divide estas participaciones de agua con tuberías de distinto grosor. El lugar goza de una paz y tranquilidad notables, también vemos edificios abandonados o deshabitados en nuestro camino de vuelta al aparcamiento.

Powered by Wikiloc

2 commentaren