Tijd  5 uur 25 minuten

Coördinaten 1754

Geüpload 1 augustus 2016

Uitgevoerd augustus 2016

-
-
967 m
583 m
0
4,7
9,4
18,81 km

740 maal bekeken, 18 maal gedownload

nabij Morillo de Tou, Aragón (España)

Partimos desde Morillo por la carretera dirección Barbastro (con cuidado intentando no ir en lo posible cerca), son 900 metros hasta que a la derecha sale una carretera que pone Bruello (2 kms).
Subiendo un poco por esa carretera a la izquierda ya nos vamos hacia el cauce en un primer desvio que pone Pelegrín, en este sendero aparecerá en un par de ocasiones el cartel de Pelegrín que será el que sigamos hasta que ya nos encontramos frente a uno que pone Pelegrín...Sarrato, tomamos este camino. Al poco me encontré unas cuerdas y un cartel que ponia propiedad privada, un poco más adelante y ante la duda (queda una casa en nuestra parte derecha-arriba), hay que seguir hacia la izquierda (Oeste), es entonces cuando encontraremos ya otra senda que asciende con las marcas amarilla-blanca que ya nos ofrece cierta seguridad para seguir el camino, ascendemos y empezamos a encontrarnos el suelo plagado de Nummulites, al llegar arriba ya vemos otros desvios donde además hay un cartel sobre los Nummulites, ya divisamos al fondo Buil.
Si como yo (y si vas solo/a) a veces vas viendo el suelo por la deformación profesional de observar piedras ten cuidado cuando llegues a un especie de "deposito" que queda a la derecha porque por ahí un poco escondido está la señal del camino (que además te lleva a un cañito de agua fresca que se agradece para la cabeza), yo no me dí cuenta y seguí por la izquierda y tuve que hacer un poco de campo a través (poco) hasta llegar a la carretera que lleva a Buil.
Luego en Buil visitar la primera iglesia que es la de San Martín del S.XI que esta abierta (en las fotos pongo más información), luego sigues hacia el castillo (que no hay) y la igesia de Sta. María del siglo XVI (estaba cerrada).
Descansamos y alimentamos tras unas 2 horas y media que hemos tardado en llegar casi sin parar (recomendable en la puerta de la iglesia de S.Martín, fresquito y con sitio para sentarse).
Salimos de Buil y enseguida a la izquierda esta esa senda en dirección a Ainsa que debíamos haber tomado si hubiera ido atento.
Esa senda todo el rato bien marcada (PR) nos lleva a la zona por donde estaba aquella casa que dije en la ida, me debería haber vuelto y seguir por donde vine, pero por ir a lo seguro por la senda marcada hacía Ainsa llegamos a una pista forestal ancha hasta la Ermita de San Lino, aquí es cuando me arrepiento de seguir por esta zona porque aunque va directa al punto de inicio, es monótona y sin sombras (y unos 3 kms más), llegamos a una intersección y hacia la izquierda un cartel que pone hacia Ainsa, ya llegamos a lo que es Bruello y por asfalto y hacia abajo llegamos a la carretera A-138 que lleva a Morillo.
Inicio fuera ya de carretera
Cartel
Pelegrin-Sarrato
Desde el siglo VIII esta tierra está tomada por los árabes. Allá abajo en la confluencia de los grandes ríos, Ainsa es todavía plaza islámica. Sancho III el Mayor el gran monarca navarro, con su política de reconquista se asomó a ella desde la atalaya natural que representa el emplazamiento de Buil. Arriba en lo alto hubo castillo, más bien atalaya, de las restan más noticias históricas (hacia 1017) que restos formales. Fue señorío de realengo desde 1036 formando parte destacada de la línea fortificada propiciada por Sancho III. En este tiempo de reconquista Buil ostentó la capitalidad del Sobrarbe. Ya a comienzos del XVIII el lugar pasa a denominarse Santa María de Buil. http://www.romanicoaragones.com/1-Sobrarbe/99026-Buil.htm
Intersección 2
La iglesia tiene adosada, muy arruinada, la antigua casa abadía (del siglo XVIII) en su esquina SO. En conjunto se trata de una iglesia de planta basilical con tres naves y tres ábsides semicirculares orientados al este, complementada con una torre-pórtico a los pies y diversos añadidos posteriores (una capilla en el muro norte y una sacristía en el sur). Las naves, cubiertas con medio cañón, estaban divididas en cinco tramos por fajones de medio punto que apeaban en pilares cruciformes. De estos se conservan solamente los dos tramos de los pies, porque en la zona delantera de la iglesia se suprimieron pilares y las tres naves quedaron comunicadas mediante amplias arcadas rebajadas. Los ábsides, desviados con respecto al eje de las naves, cubren con bóvedas de horno; en dos de ellos se abren todavía las primitivas ventanas de medio punto con doble derrame. En la nave norte abre una capilla de construcción posterior, de planta rectangular y cubierta con bóveda de cañón; frente a ella, en el muro opuesto, hay una capilla de medio punto en arcosolio. También es posterior la sacristía, que abre en el lado sur de la cabecera. Hay abundantes pinturas en el interior. Las capillas citadas presentan: estrellas de ocho puntas y tetrafolias (capilla norte); y una ciudad amurallada flanqueada por cortinillas a modo de telón (arcosolio). En las naves pueden verse numerosos motivos puramente ornamentales de tipo arquitectónico: en el zócalo, figuras geométricas y tetrafolias; tornapuntas y rocallas en los intradoses y lunetos; y jarrones y coronas en las bóvedas. Al exterior los elementos más destacados son los ábsides y la torre. Aquellos, situados ligeramente desviados respecto a la nave, se articulan mediante un alto basamento, terminado en gruesa moldura circular, de la que arrancan una serie de pilastrillas rematadas por hilera de arquillos pequeños e irregulares. Se remata con alero de losas sobre ménsulas en nacela. La torre, situada a los pies, tenía originalmente dos cuerpos y es deudora de los pórticos lombardos a modo de tribunas. En la planta baja abre al exterior mediante dos pequeños arcos de medio punto al norte y al sur, comunicando con el interior mediante otro arco de medio punto de mayor tamaño. El piso superior abre mediante ventana de medio punto a la nave y por el lado opuesto con una ventana geminada con columnilla rematada por capitel zapata que sostiene dos arquillos de medio punto. Consta de un cuerpo superior que fue añadido en el siglo XVI. Este abre en todas sus caras vanos de medio punto para campanas, y remata en pretil con pináculos, gárgolas y cimborrio octogonal. Hay otra puerta, en arco de medio punto, en el muro sur precedida por un pórtico cuadrangular cubierto con cañón. http://www.sipca.es/censo/7-INM-HUE-003-907-001/Iglesia/de/San/Mart%C3%ADn.html#.V5-EgriLRdg
La iglesia parroquial de Santa María de Buil, del siglo XVI (o XV), es de estilo gótico aragonés con una nave rectangular y un ábside poligonal. En el conjunto destaca la torre por su gran desarrollo. La fachada lateral del crucero es de fábrica románica.
Vuelta desde Buil
Ermita San Lino

Commentaar